Con respecto a la zona ZAS (Zona Acústicamente Saturada), en el pasado pleno municipal, el delegado de Urbanismo, Francisco Camas, sorprendió a propios y extraños asegurando que (cita literal) “el objetivo de la campaña de sensibilización está sobradamente realizado”.

imagen de La Voz Del Sur

Ocurre que Ganemos Jerez viene reclamando una campaña de sensibilización entre clientes, hosteleros, usuarios, vecinos y vecinas sobre los efectos que tiene la emisión constante de ruidos fuera de los márgenes y horas en los que la ley lo permite, y las consecuencias para los residentes de estas zonas y para la ciudad en general.

No es una medida caprichosa, es una medida que recoge el Plan Zonal de Mejora para la ZAS del Ayuntamiento, que curiosamente es la única que tiene un carácter pedagógico y no restrictivo, y tristemente es la única que no se está realizando.

Según la agrupación de electores, que se ha reunido con muchos de los afectados por este conflicto, dicha campaña de sensibilización no se ha llevado a cabo:. “Francisco Camas mintió en el pleno municipal, nos mintió a los grupos políticos y a toda la ciudadanía cuando dijo que la campaña se había producido. No tenemos constancia de ello y creemos que es un paso esencial para tratar el problema”, asegura Santiago Sánchez, que añade: “es curioso que las cuestiones de sensibilización y educación se dejen siempre para lo último cuando es un asunto fundamental para encontrar soluciones a este tipo de problemas”.

¿Existe un modelo de desarrollo económico y urbanístico de la ciudad? Se pregunta Ganemos Jerez, que insiste en que el Ayuntamiento debe trabajar con amplitud de miras y con un enfoque más amplio, a largo plazo, de forma dialogante, colectiva y participativa, sumando voces a un proyecto de ciudad que ahora mismo no parece tener, y que no cuenta con las acciones de sensibilización oportunas para empezar a resolver el problema de las ZAS.