Ganemos Jerez denuncia que el actual proceso de nacionalización aumenta la brecha digital, dejando a muchas personas inmigrantes sin opciones de conseguir la nacionalidad española, favoreciendo así a las asesorías privadas.

Desde el 30 de junio de 2017, la nueva ley para la obtención de la nacionalidad española por residencia establece la gestión electrónica de forma obligatoria en todas las fases del procedimiento.

Actualmente, este procedimiento lo instruye la Dirección General de Registros y del Notariado, y ha pasado de ser gratis a costar un mínimo de 300 euros por persona. En principio, para iniciar el expediente de nacionalización se debe pagar una tasa que cuesta 101 euros, y que sólo puede pagarse en un solo plazo, sin posibilidad alguna de bonificación ni descuento, ni siquiera de fraccionamiento de pago.

Además hay que realizar dos exámenes, uno de lengua castellana (excepto las personas originarias de países de lengua hispánica) y otro sobre conocimientos constitucionales y socioculturales. Ambos exámenes se realizan a través del Instituto Cervantes y cuestan 85 y 124 euros respectivamente. A todo ello hay que añadir lo que cuesta conseguir el certificado de nacimiento traducido y apostillado, certificado de penales, etc.

Ganemos Jerez denuncia que este procedimiento es una criba encubierta. En primer lugar, porque intensifica la brecha digital, entendiéndose esta como la distancia en el acceso, uso y apropiación de las tecnologías tanto a nivel socioeconómico (ingresos reales) como también en las dimensiones de género, en articulación con otras desigualdades culturales, etc. En otras palabras, existen numerosas personas con derecho a obtener la nacionalidad que, por sus circunstancias, no poseen ni los conocimientos ni los recursos para realizar la gestión de forma autónoma.

Esto conlleva un beneficio claro de las gestorías y asesorías privadas, que han contemplado posibilidades de negocio en la obtención de la nacionalidad y por ello ofrecen sus servicios para gestionar todo el procedimiento en un solo pack.

El Estado tiene la obligación de prestar un servicio gratuito para los inmigrantes residentes en nuestro territorio que tengan derecho a obtener la nacionalidad española, y no puede seguir eludiendo sus responsabilidades respecto a este colectivo” argumenta Kika González, diputada de Ganemos Jerez que recrimina “la perversa lógica neoliberal alimentada por el Gobierno, en un asunto tan vital como es la obtención de la nacionalidad por parte de las personas”.

Por todo ello, Ganemos Jerez, que ha estado en contacto con la ong CEAIN, va a presentar en el pleno municipal y el provincial, una propuesta para que el Estado asesore de manera gratuita a las personas inmigrantes en la obtención de la nacionalidad y facilite los recursos necesarios para que el trámite sea accesible a cualquier persona, estableciendo bonificaciones, ayudas, descuentos o fraccionamientos de pagos a las personas sin recursos, tanto respecto a la tasa como a los exámenes.

La agrupación de electores celebra, por otra parte, la intención de esta nueva ley de agilizar los trámites en la obtención de la nacionalidad a un solo año, “aunque eso está por ver”, apuntan desde Ganemos.